Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
ruta pueblos blancos de cadiz

Ruta por los pueblos blancos de Cádiz

​​Los pueblos blancos de Cádiz son incomparables. El sol allí parece que es otro, que viven de manera diferente y que sobre todo, se siente en casa. Para los andaluces como yo, Cádiz representa esa escapada playera para recuperar energía, para sentirse bien y es donde acudimos cuando tenemos unos días para un plan diferente ya sea con amigos, pareja, familia o como a mí encanta también… sola.

Cádiz acoge, es familia y, sobre todo, siempre es arte. Los gaditanos tienen un nivel de resiliencia por encima de la media nacional y ni siquiera han necesitado para cosechar esa cualidad, ponerle nombre. Ellos capean el temporal (que también de mar lo hay por aquellos lares), ellos asumen y aceptan lo que viene, ellos viven y en cuanto pueden, hacen de todo lo mejor que hay en esta vida, la risa.

Hoy quiero presentaros unos rinconcitos que son un auténtico disfrute. Son conocidos como los pueblos blancos de Cádiz. Habiéndolos en toda Andalucía, en cada provincia tienen su encanto especial. Aquí, como no podía ser de otra manera, el blanco de las casas encaladas reluce quizás un poquito más… Y es que como decía al comienzo, ese sol, es mucho sol.

Si estás pensando ir por Cádiz, quizás este post te ayude a ubicar algunos pueblos conocidos y otros nuevos por descubrir. Se trata de que juntos, identifiquemos los pueblos de la Sierra de Cádiz más bonitos. Aquellos que al menos una vez en la vida, hay que conocer y disfrutar. Porque siempre, recordemos, Cádiz es disfrutona.

Contenido de este post

Los pueblos blancos de Cádiz

De los pueblos blancos de Andalucía hemos hablado ya en este blog alguna que otra vez. Estas localidades son muy características de la zona sur de España y en los últimos años se han convertido en un auténtico reclamo turístico. La realidad es que no sólo son bonitos sino que además aportan a todos sus visitantes la oportunidad de conocer desde dentro cómo era y es la vida por estos lugares sureños en los que el sol y el mar o la montaña, son los auténticos protagonistas.

Hay que tener en cuenta que Cádiz convive con una amplia diversidad geográfica, que incluye la costa del Mediterráneo y Atlántico, montañas, colinas, valles y también ciudades. Los pueblos de los que vamos a hablar se encuentran principalmente en las zonas montañosas de la Sierra de Grazalema, la Sierra de Cádiz y otras áreas circundantes.

La historia de los pueblos blancos de Cádiz

La historia de estos pueblos está estrechamente ligada a la larga y rica historia de Andalucía en general y de la provincia de Cádiz en particular. Estos pueblos tienen raíces que se remontan a la época fenicia y romana, pero adquirieron su aspecto característico de casas encaladas durante la ocupación morisca y la posterior influencia mudéjar.

Durante la época de Al-Andalus, la región de Andalucía fue un importante centro cultural y económico. Las influencias musulmanas se reflejaron en la arquitectura y la cultura de la zona. La práctica de encalar las casas con cal blanca es una tradición que se remonta a esta época y tenía ventajas tanto estéticas como prácticas, ya que ayudaba a mantener las casas frescas y a protegerlas del calor del verano.

Tras la Reconquista cristiana, muchas de estas localidades experimentaron un renacimiento bajo la influencia de los Reyes Católicos y se convirtieron en centros de comercio y producción. Sin embargo, la arquitectura blanca característica perduró y se convirtió en una seña de identidad de la región.

Además, tal y como el dicho dice por aquellas tierras, las casas en Cádiz “las blanquearon las epidemias”. Y es que la cal blanca era el mejor remedio disponible entonces para mantener a los virus y microbios  letales como el de la gripe, el tifus, la peste o la fiebre amarilla (epidemias que devastaron España de los siglos XVI al XIX).

Hoy en día, los pueblos blancos de Cádiz atraen a turistas y visitantes de todo el mundo, quienes vienen a disfrutar de su belleza, su historia, su cultura y su entorno natural único. La combinación de la arquitectura blanca, las montañas y los paisajes circundantes hacen que estos pueblos sean destinos populares para aquellos que buscan una experiencia auténtica de Andalucía.

🚌 Lo ideal es visitar estos pueblos por tu cuenta pero si no cuentas con tu coche, puedes reservar esta excursión de un día desde Sevilla, en la que también te llevan a Ronda, o esta excursión desde la ciudad de Cádiz.

1. Arcos de la Frontera

Arcos de la Frontera
Ruta por los pueblos de Cádiz

Arcos de la Frontera, localizado en la Sierra de Cádiz, es una de las localidades más destacadas de la provincia gaditana. Su ubicación en la cima de un acantilado espectacular le ofrece unas vistas únicas sobre el río Guadalete y gran parte de la región.

Puedes descubrirlo por tu cuenta o hacer esta visita guiada por Arcos de la Frontera.

Historia de Arcos

La historia de Arcos de la Frontera es rica y fascinante. Se cree que fue habitada desde la época de los romanos, aunque su auge llegó durante la época de la dominación musulmana, cuando se convirtió en una ciudad fortificada. Durante la Reconquista, la ciudad cambió de manos varias veces entre cristianos y musulmanes, lo que le valió su nombre «de la Frontera», ya que estaba en la línea fronteriza entre los reinos cristianos y musulmanes.

El casco antiguo de Arcos conserva su herencia árabe, con calles estrechas y empinadas y casas encaladas con detalles moriscos.

Qué ver en Arcos de la Frontera

A este pequeño pero interesante pueblo no le faltan lugares que visitar con los que además, disfrutar y hacerse una idea global de todo lo acontecido en estas tierras.

El casco antiguo de Arcos, declarado Conjunto Monumental Artístico, es un laberinto de calles adoquinadas, plazas pintorescas y edificios históricos. Puedes pasear por sus callejones empedrados y disfrutar de la arquitectura tradicional andaluza identificando diferentes épocas y culturas que allí habitaron. Allí podrás encontrar otros puntos de interés para visitar y tomar buena nota como:

  • Basílica de Santa María de la Asunción (declarada Monumento Nacional en 1931). Esta iglesia gótica, que data del siglo XIV, es un ejemplo impresionante de arquitectura religiosa en Arcos con resquicios de estilo mudéjar y gótico (destacando el impresionante Retablo Mayor de 1585). Su torre de estilo neoclásico es especialmente destacada y se puede visitar para obtener una vista espectacular de la ciudad.
  • El Castillo Ducal. Este elegante y antiguo alcázar militar en la época musulmana fue residencia de los Duques de Arcos. Construido en el siglo XI, se convirtió en castillo medieval con 4 torres almenaras en sus esquinas. En su fachada aún se mantiene un gran arco en herradura de la época nazarí.
  • La Plaza del Cabildo. Esta encantadora plaza es el corazón del pueblo ya que en ella se encuentra el Ayuntamiento de la localidad (aunque le han robado su encanto permitiendo aparcar en la misma plaza).

Además no te puedes perder callejear por la Plaza Botica (rodeada de terrazas y presidida por el Convento las Mercedarias Descalzas), ir hasta el Palacio del Mayorazgo, la Iglesia de San Pedro o visitar sus casas palacios o caminar bajo el arco de la Puerta Matrera.

A las afueras del pueblo también se encuentra el Castillo de Arcos y el Mirador de la Peña Vieja, el Mirador de Abades (con un banco que “inspira” a besarse) y el Mirador Pueblos Blancos El Retiro, muy interesantes de ver y sobre todo, para contemplar las vistas.

🛏️ Si decides alojarte en Arcos de la Frontera, hay dos hoteles que tienen un encanto especial: la Hacienda el Santiscal y La Casa Grande. ¡Te encantarán!

2. Ubrique

cadiz pueblos blancos
Calle de Ubrique

Ubrique es otro pintoresco pueblo situado en la Sierra de Cádiz, en la comunidad autónoma de Andalucía, al sur de España. Está ubicado en el Parque Natural de los Alcornocales, rodeado de montañas y naturaleza exuberante.

Historia de Ubrique

La historia de Ubrique se remonta a la época romana, aunque su desarrollo significativo se produjo durante la dominación musulmana. En el siglo XIII, fue conquistado por las fuerzas cristianas, y su castillo se convirtió en un símbolo de la Reconquista. La ciudad es conocida por su tradición en la industria de la marroquinería y la piel, que se ha transmitido de generación en generación a lo largo de los siglos.

Qué ver en Ubrique

Como siempre, lo mejor en Ubrique también es recorrer su casco histórico en el que además, podrás descubrir los secretos de la piel y la marroquinería tan famosa aquí y motor comercial y económico de la zona.

El casco antiguo de Ubrique es un laberinto de estrechas calles empedradas, casas encaladas, macetas de colores y plazas encantadoras. Sus callas dispuestas a las faldas del río Tajo lo convierten en un centro único y pintoresco que muestra la adaptación perfecta a la orografía de la montaña.

No te pierdas los siguientes lugares:

  • Iglesia de San Juan Bautista. Esta iglesia, construida en el siglo XVIII, es un ejemplo impresionante de la arquitectura religiosa de Ubrique. Su fachada y su interior son notables.
  • En tu paseo descubrirás la Ermita de San Juan de Letrán (s. XVII) o el Convento de Capuchinos.
  • El Castillo de Fátima. Aunque en ruinas, el Castillo de Ubrique es un símbolo histórico de la ciudad y ofrece vistas panorámicas de la zona circundante. Está a las afueras del pueblo y a día de hoy  forma parte de diferentes rutas de senderismo como la de Fuente de Fátima o Cancela privada. 
  • Museo de la Piel de Ubrique. Dada la importancia de la marroquinería en la ciudad, el Museo de la Piel es un lugar interesante para aprender sobre la tradición artesanal local y la historia de la industria del cuero en Ubrique.
  • Parque Natural de los Alcornocales. Ubrique es un punto de partida ideal para explorar el Parque Natural de los Alcornocales, que es uno de los parques naturales más grandes de España. Ofrece oportunidades para practicar senderismo, observación de aves y disfrutar de la naturaleza.

Ubrique es un punto perfecto para desde aquí, explorar otros pueblos cercanos, como Grazalema y Zahara de la Sierra.

Antes de marcharnos de Ubrique estaría genial dar buena cuenta a la gastronomía local. Aunque la provincia de Cádiz es muy reconocida por el pescaito, estamos en la zona de interior y aquí el Jamón Ibérico y en realidad, todos los embutidos (ibéricos, eso sí) son impresionantes. Añade un rico gazpacho andaluz y todo será delicioso. Destacan los restaurantes Las Cuatro Esquinas, el Plaza de Ubrique y el Laurel Gastrobar.

3. Grazalema

Grazalema
Pueblo de Grazalema

Grazalema está situado en la Sierra de Grazalema, parte de la Sierra de Cádiz, y es conocido por su belleza natural y su arquitectura típica andaluza, como sus antecesores de este post.

Aunque parezca mentira (sobre todo por estar ubicado en Cádiz – Andalucía), Grazalema está considerado como uno de los pueblos más lluviosos de España, de ahí que esté ubicado en él uno de los pluviómetros más importantes de nuestro país.

Puedes pasear por este pueblo y descubrir sus secretos por su cuenta o realizar este free tour por Grazalema.

Historia de Grazalema

La historia de Grazalema se remonta a la época romana, pero su apogeo llegó durante la dominación árabe. En 1485, fue conquistado por las fuerzas cristianas y se convirtió en un importante punto de paso en la ruta entre Sevilla y Ronda. La arquitectura tradicional de Grazalema, con casas blancas y calles estrechas, refleja su herencia histórica.

Qué ver en Grazalema

El casco antiguo de Grazalema es un encantador laberinto de calles adoquinadas y casas blancas con techos de tejas rojas. Pasear por estas calles te transportará a un mundo de encanto andaluz. En él te toparás con monumentos tales como: 

  • Iglesia de Nuestra Señora de la Encarnación. Esta iglesia del siglo XV fue construída tras la Reconquista y de ella destaca su campanario y su doble portada. Junto a ella se encuentra una pequeña plaza que si bien puede no tener más relevancia, es la más bonita y coqueta del pueblo. 
  • Plaza de España. La Plaza de España es el corazón de la vida del pueblo, un lugar perfecto para disfrutar de una bebida, una comida al aire libre o simplemente observar a la gente. Desde ella lo mejor es ir hacia la Calle del Agua, que representa la vida más pintoresca de la localidad. Ahí encontrarás la Iglesia de la Aurora, y el Ayuntamiento. 

Ya fuera del casco urbano, no puedes perderte visitar: 

  • Ermita del Calvario. Situada en una colina, la Ermita del Calvario ofrece vistas panorámicas espectaculares de Grazalema y los alrededores. Es un lugar pintoresco para visitar y disfrutar de las vistas.
  • Parque Natural de la Sierra de Grazalema. Grazalema está rodeada de impresionantes paisajes naturales, y es un punto de partida ideal para explorar el Parque Natural de la Sierra de Grazalema. Aquí, puedes disfrutar de actividades como el senderismo y la observación de aves, y visitar el Salto del Cabrero, una cascada natural cercana.

Y por supuesto, pasea hasta los diferentes miradores desde los que contemplar unas vistas únicas de esta serranía: Mirador de los Asomaderos, Mirador del Santo, Mirador de los Peñascos de Grazalema.

🛏️ Grazalema es un buen lugar para alojarse durante la ruta de los pueblos blancos de Cádiz. Además si tienes previsto hacer una ruta de senderismo antes de continuar, pernoctar aquí es una gran idea. Además de una gran oferta de apartamentos y casas rurales, el Hotel Villa Turística de Grazalema es una opción perfecta sobre todo en verano (cuenta con piscina).

4. Alcalá del Valle

Seguimos nuestro camino hacia otro de los pueblos blancos de Cádiz. Todos están muy cerca unos de otros ya que pertenecen a la serranía de la zona. Este es un pueblo tranquilo que entrelazando las diferentes civilizaciones antiguas que le habitaron, muestra una gran riqueza de patrimonio.

Historia de Alcalá del Valle

Para conocer la historia de Alcalá del Valle hay que remontarse a la época romana, aunque su desarrollo significativo ocurrió durante la dominación musulmana. En el siglo XV, la localidad fue conquistada por las fuerzas cristianas. La arquitectura del pueblo refleja su rica herencia histórica, con calles adoquinadas y casas encaladas.

Qué ver en Alcalá del Valle

Como siempre, el paseo por el casco antiguo – histórico del pueblo no puede faltar. A expensas de repetirme, siempre encabezará mis rutas por todos los pueblos y ciudades que visite y no me gustaría que te lo perdieras.

De nuevo en este caso, el centro urbano de Alcalá del Valle es un laberinto de calles estrechas y plazas encantadoras. Puedes pasear por sus calles adoquinadas y admirar la arquitectura tradicional andaluza representada en lugares como la Iglesia de Santa María del Valle. Esta iglesia, construida en honor a la patrona de la localidad y que data del siglo XVIII, destaca por la altura del edificio y su imponente fachada.

Además en tu paseo podrás disfrutar del caer del agua bien fría en la Fuente Grande (de 5 caños), restaurada en 1997 por su importancia, ya que está construida sobre importantes yacimientos arqueológicos romanos, o de la Estatua del Emigrante, ubicada en la plaza del Ayuntamiento y que homenajea a todos los que tuvieron que salir de sus hogares en búsqueda de un futuro mejor.

Por último, acércate al Rincón del Beso, una fachada especial en la calle Patín repleta de macetas con coloridos geranios perfecto para por qué no, besarse con mucho amor (fue creada en verano de 2020, después de un duro, durísimo invierno de Covid).

Desde aquí al igual que desde el punto anterior, es un buen lugar para partir a visitar el Parque Natural de la Sierra de Grazalema sobre todo si eres amante del senderismo y quieres dedicar una parte de la jornada a esta actividad.

🛏️ Si quieres hacer base en Alcalá del Valle para conocer esta región, el Hotel Las Errizas by Vivere Stays tiene una vistas espectaculares.

5. Setenil de las Bodegas

setenil de las bodegas
Pueblo blanco de Cádiz

Setenil de las Bodegas, un lugar mágico en esta provincia, es un pueblo que desafía la lógica y la gravedad con su arquitectura única. Enclavado en el corazón de la Sierra de Cádiz, este pueblo blanco de Cádiz se distingue por sus casas encaladas que se integran en las rocas y cuevas naturales que le sirven de techo.

Caminar por sus calles estrechas te hará sentir como si estuvieras dentro de la misma montaña. La historia se entrelaza con la geología en este pueblo y su ambiente rústico y pintoresco te transportará a un mundo donde la armonía entre la naturaleza y la arquitectura alcanza su máxima expresión. Setenil de las Bodegas es un destino que te asombrará con su singularidad y belleza.

Nada mejor para conocer bien el pasado y el presente de esta localidad que este free tour por Setenil de las Bodegas.

Historia de Setenil de las Bodegas

La historia de Setenil de las Bodegas se remonta a la época prehistórica, y su ubicación estratégica la convirtió en un asentamiento importante durante la dominación romana y árabe. Durante la Edad Media, el pueblo fue escenario de conflictos y cambios de manos entre reinos cristianos y musulmanes. La arquitectura única de Setenil, con sus casas que se integran en las rocas, es un testimonio de la historia y la adaptación constante de sus habitantes.

Qué ver en Setenil de las Bodegas

Sin duda alguna, el principal atractivo de Setenil son las casas construidas bajo las rocas y en cuevas naturales. Puedes explorar las calles y admirar estas singulares estructuras que se utilizan como viviendas, bares y tiendas.

La calle más representativa (y que aparece en todas las imágenes) es la calle Cuevas del Sol (recibe este nombre porque la luz del sol entra por una apertura en la roca, creando un espectáculo visual único).

Deja el coche en el paseo Federico García Lorca y adéntrate en este paseo tan especial. Continúa el paseo por la calle Cuevas de la Sombra, la calle Jabonería, las calles Mina y Vega y la plaza de Andalucía (el corazón del pueblo es un lugar perfecto para disfrutar de la vida local y la gastronomía andaluza. Aquí encontrarás bares y restaurantes donde probar platos locales).

Otros lugares a visitar son:

  • Iglesia de Nuestra Señora de la Encarnación. Esta iglesia, construida en el siglo XVI, es un hermoso ejemplo de arquitectura religiosa en Setenil construída por una antigua mezquita marroquí. Su fachada actual es de estilo gótico tardío con algunos elementos del Renacimiento.
  • Torreón. Está ubicado en la parte más alta del pueblo y muestra unas vistas sobre el mismo únicas y especiales. Es lo poco que se conserva en pie de la antigua fortaleza medieval de la ocupación islámica y es realmente interesante. 
  • Río Trejo. Setenil está bordeado por el río Trejo, que ofrece oportunidades para pasear y disfrutar de la naturaleza.

🛏️ Elegir Setenil de las Bodegas para disfrutar de la noche es una gran idea. Así puedes ver de otra manera las cuevas y calles iluminadas en la noche. El hotel Tugasa El Almendral está muy cerca del centro (a un kilómetro) y además cuenta con piscina para paliar el calor del verano.

6. Algodonales

Algodonales es un tesoro escondido en la provincia de Cádiz que surge entre colinas y campos de olivares en la Sierra de Líjar. Este idílico pueblo blanco, inmerso en un mar de montañas, te invita a explorar un mundo donde la historia se entrelaza con la naturaleza en perfecta armonía.

Declarado como Bien de Interés Cultural en 1985, sus calles empedradas y casas encaladas son testigos silenciosos de siglos de tradición y cultura.

Historia de Algodonales

Algodonales ha sido testigo de una historia rica y variada a lo largo de los siglos. Desde los días en que los romanos dejaron su huella, hasta la influencia árabe que dio forma a su identidad, y finalmente la llegada de las fuerzas cristianas en la Edad Media. Este último capítulo en particular dejó una marca profunda en su arquitectura y calles adoquinadas, que todavía se mantienen hoy en día. Al explorar este pueblo, puedes descubrir las diferentes capas de su historia que han contribuido a su encanto único.

Qué ver en Algodonales

En este destino te voy a liberar de lo habitual de “casco antiguo” porque ya lo sabes. Durante tu paseo podrás descubrir:

  • La Plaza de la Constitución, donde todo pasa en Algodonales. Si quieres ver cómo es la gente y la vida allí, siéntate a tomar algo en cualquiera de sus terrazas. 
  • Iglesia de Santa Ana. Es conocida como la joya de Algodonales y es el punto de encuentro entre los más devotos de la localidad pero también para los que no. Construida a finales del s. XVIII, es de estilo gótico tardío aunque mantiene importantes aportaciones neoclásicas lo que hacen de ella un templo muy variopinto. 
  • Fuentes de Algodonales: dada su cercanía a Grazalema y a las lluvias que este último recoge, Algodonales tiene numerosas fuentes con agua bien fresca procedente de sus manantiales. No te pierdas la Fuente Alta, la Fuente Baja, la Fuente Cristóbal Gómez, el Manantial de los Dornajos, la Fuente Cabrera y alguna más que encontrarás a tu paso. Son todas de gran belleza y muy típicamente blancas. 
  • Vuelo Libre. Algodonales es conocido por ser uno de los mejores lugares en Europa para la práctica de parapente y ala delta. Si eres amante de los deportes de aventura, este es el lugar perfecto para volar y disfrutar de vistas panorámicas impresionantes.

Mientras unos “vuelan”, otros pueden comer y disfrutar de la gastronomía de aquí en tranquilidad y rodeado de un ambiente único. Restaurantes no te van a faltar pero destacan y recomiendan El Asturiano, el Sierra de Líjar y el Cortijo. Sea donde sea, hay que probar lo típico de la zona.

7. Olvera

pueblos blancos de cadiz
Olvera

Queda poco para terminar nuestra ruta por los pueblos blancos de Cádiz (algunos de ellos, los más representativos). No daré el cierre sin mostrarte dos puntos más a tener muy en cuenta. El primero de ellos, Olvera, tiene también un encanto especial ya que se aferra fuertemente a la cima de una colina de la Sierra Norte de Cádiz y por todo ello, fue declarado Conjunto Histórico Artístico en 1983.

Historia de Olvera

Las raíces de Olvera se remontan a la época romana, aunque su esplendor llegó durante la ocupación árabe de la región. Durante la Reconquista, el pueblo cambió de manos entre los reinos cristianos y musulmanes antes de ser finalmente conquistado por las fuerzas cristianas en el siglo XIII. La arquitectura de Olvera es un testigo de su historia, con calles empinadas y casas tradicionales que se abrazan a la colina.

Qué ver en Olvera

Sitúate en el centro del pueblo y desde ahí, vamos a visitar y descubrir sus puntos más interesantes:

  • Plaza del Ayuntamiento. Es de lo primero que hay que ver en este pueblo para así hacerse con la vida de la zona y conocer a su gente. En el Bar La Plaza (nombre muy característico) puedes tomarte un rico desayuno para ir abriendo boca. 
  • Iglesia de Nuestra Señora de la Encarnación. En la misma plaza se encuentra también esta iglesia, de estilo gótico-mudéjar, es un hito arquitectónico en Olvera. Data del siglo XVIII y fue construida por encargo de los Duques de Osuna. De estilo neoclásico venera a la Virgen de Nuestra Señora de los Remedios. 
  • Calle Calzada. Continuando tu paseo entrarás en la calle referente de Olvera y que seguro recordarás si la subes (tiene una importante inclinación). Es, como no podía ser de otra manera, la más fotografía y es que la corona de forma majestuosa la Iglesia de la Encarnación como si te estuviese esperando. 
  • Castillo de Árabe de Olvera. Este castillo, que se remonta a la época musulmana (S. XII), fue declarado Bien de Interés Cultural en 1985 (como el resto de la villa). Se sitúa a 623 metros sobre el nivel del mar, se alza en lo alto de la colina y ofrece vistas panorámicas de la ciudad y el campo circundante.

Además, en Olvera hay otros lugares que sí o sí hay que visitar como el Santuario de de Nuestra Señora de los Remedios, la Plaza de Andalucía, el Barrio de la Villa o por supuesto, también tomarlo como punto de partida para una ruta de senderismo por la sierra.

8. El Bosque

Terminamos ahora sí nuestra ruta por 8 de los pueblos blancos de Cádiz con esta parada en El Bosque. Es un pequeñito pueblo también de la Sierra de Cádiz del que destaca su entorno natural impresionante. Es un destino muy atractivo dentro de esta ruta para los que realmente quieran hacerse una idea auténtica de la esencia de esta zona.

Historia de El Bosque

El Bosque, un pueblo encajado en las montañas, teje una historia que se remonta a siglos atrás. Si bien sus orígenes se pierden en la bruma del tiempo, sus momentos más definitorios surgieron durante la ocupación musulmana. En ese período, el pueblo experimentó un florecimiento cultural y económico. Sin embargo, en el siglo XIII, llegó la Reconquista cristiana, marcando un nuevo capítulo en su historia.

Desde entonces, El Bosque ha sido un testimonio de la adaptación de sus habitantes a su entorno montañoso. Las calles estrechas y las casas encaladas son un reflejo de esta historia y de la influencia árabe en su arquitectura. Hoy en día, este pueblo en la Sierra de Cádiz sigue siendo un rincón sereno donde la tradición y la belleza natural se entrelazan de manera única.

Qué ver en El Bosque

Aunque para muchos parezca de los menos conocidos y famosos de Cádiz, la realidad es que El Bosque se está posicionando como uno de los pueblos más buscados de la provincia.

No te pierdas los siguientes lugares:

  • Iglesia de Nuestra Señora de Guadalupe. Esta iglesia, de estilo barroco que data del S. XVIII,   aunque tras la Guerra de la Independencia tuvo que ser reconstruida ya que un devastador incendio acabó con ella. Esta le rinde homenaje a los patronos de la localidad, San Antonio de Padua y la Virgen de Guadalupe.
  • Palacio Ducal. Por supuesto, aunque pequeño, El Bosque también cuenta con un palacio de la época en este caso del siglo XV (cuando se utilizó como fortaleza militar). Actualmente sólo se puede ver por fuera ya que es de propiedad privada.
  • Disfruta de tu paseo por el centro urbano-histórico y no dejes de pasear por el Callejón de la Fragua (la calle con más encanto del pueblo) y encontrarte con la gran Fuente del Rodezno. 
  • Museo Etnográfico del Molino de Abajo. Este museo ofrece una visión fascinante de la vida y la cultura tradicional en la región. Muestra una colección de objetos y herramientas utilizados en la agricultura y la vida cotidiana.
  • Jardín Botánico. En él están representados los principales ecosistemas de flora de la Sierra de Grazalema. Dentro además se puede visitar el Castillo de Tavizna. Una experiencia muy agradable y completa.

Ah, y aunque no estoy hablando mucho de gastronomía en este post, en El Bosque no te olvides de probar su queso… Es excepcional tanto que tienen incluso un Museo de Queso en el que se puede aprender cómo hacer queso, los utensilios habituales y por supuesto, degustarlo. 

Un poquito sobre Cádiz

Cádiz es una de las 8 provincias que conforman Andalucía y la más sureña de toda España y es que está ubicada abajo del todo, en el extremo más suroeste donde parece que la península acaba. Allí, se cuece mucho arte, mucho humor y mucha comida de la buena.

Limita por el norte con Sevilla y al este con Málaga pero el sur (su sur) y su oeste son propiedad de dos de los grandes mares y océanos de nuestro planeta: el Mar Mediterráneo y el Océano Atlántico. Y es que seguramente, ese choque de potentes aguas y el fenómeno atmosférico que se genera en la punta de Tarifa con unos vientos únicos en el mundo, aporta a la provincia de Cádiz aún más interés y exclusividad.

El gran protagonista de la provincia de Cádiz es, como no podía ser de otra manera, el MAR. Y el mar con mayúsculas porque desde siempre, toda la cultura, la sociedad, el clima, el comercio, la economía… Todo, ha estado regido siempre por él, por el mar.

Con un clima suave en cuanto a temperatura pero complicado en algunas zonas por sus fuertes vientos, a día de hoy y precisamente por el mar y el viento, Cádiz es uno de los puntos turísticos con más interés y más visitados. Aporta una variopinta diversidad de opciones en cuanto a pueblos de interior y de playa. Sus actividades son diversas y está muy enfocado al turismo ya sea gastronómico, deportivo – naútico, vinícola o de ocio en general.

Cádiz es una de esas provincias españolas que ha vivido importantes cambios de población a lo largo de sus años. Refleja muchísimo la diversidad cultural que se ha ido desgranando a lo largo de los siglos y que ha enriquecido notablemente su cultura y sociedad. Fenicios, romanos, árabes y cristianos hicieron de Cádiz, durante un tiempo, su tierra y su hogar.

Actualmente, la provincia cuenta con más de 1,2 millones de habitantes, siendo así una de las provincias más pobladas de Andalucía. Su capital, Cádiz, es uno de los centros culturales y económicos más importantes de la zona, teniendo sobre todo en cuenta la relevancia de su puerto internacional. Un puerto que goza de una localización única con referencia a África y América. Es una puerta de entrada impresionante para el comercio internacional.

Historia de Cádiz

De la historia de Cádiz podríamos estar hablando largo y tendido durante horas pero con unas pinceladas, nos ubicaremos bastante bien. Es una de las ciudades más antiguas de Europa con evidencia de asentamientos humanos que datan de al menos, el año 1100 a.C.

Todo empezó con los fenicios y romanos que crearon la ciudad de Cádiz como importante centro comercial de la época (siempre teniendo en cuenta el punto estratégico que ostenta la ciudad con respecto al mar). Una ubicación que también aprovecharon posteriormente los romanos. 

Más tarde fueron los árabes los que, durante la época de Al-Andalus hicieron de Cádiz una de sus fortalezas más representativas (a día de hoy queda importantes señas de su cultura y arquitectura). 

Tras la reconquista cristiana, Cádiz tomó aún más protagonismo llegando a ser un punto crucial en los viajes de Cristóbal Colón (1492) y es que aunque hoy en día Palos de la Frontera pertenece a Huelva, antaño todo formaba parte de Cádiz. 

Cádiz siguió su estela económica ascendente gracias al comercio hasta que nuevamente, en 1812 fue punto político clave durante. Durante la Guerra de la Independencia contra Napoleón, Cádiz fue el sitio elegido para la realización de la famosa Cortes de Cádiz que promulgó la primera Constitución Española. 

Sin duda alguna, Cádiz es un punto clave en nuestra historia y un enclave de referencia para todos.

Mapa de la ruta por los pueblos blancos de Cádiz

En el siguiente mapa puedes ver las localidades mencionadas en este post:

Y con esta ruta de los pueblos blancos de Cádiz espero haberte mostrado una buena parte de esta interesante y única provincia. Todos ellos son pueblos de interior y es que aunque el mar es una constante en Cádiz, no hay que olvidar su importante serranía. Hoy, le brindo un homenaje aquí y de la playa y el mar, ya hablaremos en otro post.

Por cierto, si vas a visitar la provincia vecina, no te pierdas este post de los pueblos blancos de Málaga.

Si es tu primera vez en el país, en esta guía de España encontrarás todo lo que necesitas para organizar tu viaje.

Picture of María Alcaraz

María Alcaraz

¡Hola! Soy María, redactora en este blog y autora de este post. Me apasiona viajar para descubrir cosas nuevas, leer, pintar y el té. Soy del team té y cazo cafeterías bonitas.

↠ Reserva free tours y visitas guiadas en Civitatis o GetYourGuide. Siempre uso estas plataformas para consultar las actividades organizadas que hay en el destino.

↠ Para pagar con tarjeta en moneda extranjera o sacar dinero de cajeros, siempre uso esta tarjeta (hay planes gratuitos y de pago). ¡Es la que mejor funciona!

↠ Viajar con seguro de viaje a un destino en el que no cuentes con la sanidad cubierta es un básico. Consigue tu seguro un 5% más barato desde este enlace.

↠ Si quieres tener internet en tu destino desde que aterrizas y no quieres perder mucho tiempo, nada como esta eSIM. Usa el código «comeamaviaja» para un 5% de descuento.

↠ Consulta las ofertas de Booking, plataforma que siempre uso, ya que siempre encuentro muy buenas opciones gracias a su buscador con filtros.

↠ En los destinos en los que necesito alquilar coche, siempre consulto los buscadores de Discover Cars y Auto Europe. ¡Te los recomiendo!

↠ Si aún necesitas comprar los vuelos de tu viaje, no hay mejor buscador que Skyscanner (aunque siempre te recomiendo reservar el vuelo en la web de la compañía).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *