Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
que ver en comares malaga

Qué ver y hacer en Comares, Málaga

La ruta de los pueblos blancos de Málaga es un no parar y está repleta de tesoros que aunque se conozcan menos, son maravillosos. Es el caso de Comares, un pequeño pueblito ubicado en pleno corazón de los Montes de Málaga. Unos montes diferentes y con sabor a mar por su cercanía con el Mediterráneo.

Esta conjunción perfecta entre mar y montaña se disfruta en su geografía y en su clima. Para que disfrutes también de sus atractivos turísticos, a continuación encontrarás los principales lugares que ver en Comares.

Foto de portada: Jesús P. P. / CC BY-NC-ND 2.0

Contenido de este post

Dónde dormir en Comares y cómo llegar

que ver en comares
Fuente: Booking

Si estás planificando dormir en Comares, tendrás que elegir entre la oferta disponible (recordemos que es un pueblito pequeño).

Lo más cercano al centro de Comares está a 4,2 km, en el Borge. Es el Hotel Posada del Bandolero – 3*. Un poco más alejado (a 6 km) está Las Orquídeas Hotel Spain, que cuenta con una piscina con vistas espectaculares. Y ya en La Viñuela (una zona muy muy interesante para visitar de la comarca) está el B bou Hotel La Viñuela & Spa – 4* que es realmente agradable (personalmente he estado en bodas y alojada y es maravilloso).

Cómo llegar a Comares

Llegar a Comares es muy fácil. Todo hoy en día está señalizado y con Google Maps, no hay pérdida. Ubicada en la parte interior de la Axarquía, si se va desde Madrid hay que bajar por la A4 hasta el desvío de la A356 ya en Andalucía. Una vez en ella, tomar la A45 y después la A356 hasta Comares.

Si vas desde Málaga capital, tomar dirección Granada – Almería y seguir las mismas indicaciones (o viceversa si es desde Granada).

Comares: La esencia de los Montes de Málaga

El especial pueblo de Comares pertenece a la Axarquía, una zona repleta de pequeños municipios con encanto en la provincia de Málaga. Situado en los Montes de Málaga tiene una superficie de 25 kilómetros cuadrados de terreno montañoso y quebrado por las circunstancias climatológicas.

Aún estando a 740 metros de altitud sobre el nivel del mar, hasta sus tierras llega ese aroma Mediterráneo tan particular y propio de la zona. Con una situación inmejorable desde donde se ve todo el litoral malagueño, Comares está rodeado de una flora muy diversa representada por almendros y viñedos que dan frutos inmejorables para sus recetas más típicas y tradicionales (el vino de los Montes y el Ajoblanco).

El núcleo urbano goza de una ubicación privilegiada ya que cae sobre un ligero declive en la cresta de la atalaya rodeado de impresionantes laderas verticales. Todo ello hace que el escenario de Comares sea realmente único, como en casi todos estos pequeños pueblos con encanto de Málaga.

Las vistas en altura de este enclave son tan espectaculares que el municipio es coloquialmente conocido como el balcón de la Axarquía. Subir allí y contemplar el paisaje es como asomarse a una ventana desde la que disfrutar de la costa Este de Málaga de forma única.

A su alrededor se distribuyen otros preciosos enclaves como Colmenar al noroeste, Riogordo al norte, Cútar al este, El Borge al sur y Málaga (cuidad) al oeste. ¿Puede haber mejor conjunción para una ruta turística por la zona Este de la provincia de Málaga? Todo ello sin olvidar las numerosas pedanías que pertenecen a este municipio y que son dignas de una excursión como Masmullar, La Alquería, Llano Almendra, Los Ventorros, Las Cuevas, El Romo y Los Gallegos.

Comares tiene mucha historia

Si hay algo que me encanta hacer antes de ir a un sitio es conocer un poco de su historia. Los pueblos están desarrollados según los devaneos del tiempo y lo que allí aconteció me parece fundamental para entender lo que hoy vivimos. En Comares hay un poco de misterio en cuanto a sus inicios ya que no se tienen evidencias de si los primeros fueron los griegos focenses en el siglo VII a.C. u otro asentamiento posterior.

De lo que no cabe duda es de la importante influencia árabe de la zona. Es a ellos a quien Comares debe su nombre proveniente del término árabe Qumaris o Hisn Comarix (castillo en la altura haciendo referencia a la fortaleza de Mazmúllar).

Si visitas alguno de los post de Nerja y de Torrox en este blog, ya te cuento la importancia de Mazmúllar en la época romana y morisca. Hasta la toma de Abd-al-Rahman III a principios del siglo XX, la zona y sobre todo Comares fue fundamental para el comercio por su orografía. Este fue el momento de gran esplendor de la zona hasta que en 1487 se entregó la villa a los Reyes Católicos. El nuevo alcalde, Pedro de Cuéllar, firmó las nuevas capitulaciones muy positivas para los lugareños.

Los musulmanes que se quedaron fueron bautizados (más de 30 familias) en la ahora conocida Calle del Perdón (el bautizo se hizo en la propia calle de forma general). A día de hoy se recuerda este momento tras la misa de cada domingo mayor y festivo con el repique de 30 campanadas.

A partir de ese momento, los cristianos repoblaron Comares con una actitud muy pacífica. Ni siquiera participaron en la rebelión morisca de la zona en 1568. Dos años más tarde, los musulmanes fueron totalmente expulsados.

Posteriormente la ocupación francesa con Napoleón a la cabeza hizo importantes expolios en los caserones del entorno y ya en el siglo XIX y siglo XX, el municipio fue en descenso de población y también de recursos. Eso sí, en las últimas décadas ha habido un ascenso y repunte  de ambos datos gracias al auge del turismo y el re-descubrimiento del pueblo por extranjeros que lo consideran un punto clave para su retirada.

Actualmente, además del turismo rural, la principal fuente de ingresos y la actividad económica de Comares radica en la agricultura que está focalizada en los almendros y los olivos.

Qué ver en Comares

No por pequeño Comares, o cualquier otro lugar, deja de ser interesante. En estos pueblitos (como yo los llamo) hay mucho que hacer, visitar, descubrir y sobre todo, disfrutar.

En este post voy a relatar los lugares que sí o sí, hay que ver en Comares y los mejores planes para disfrutar no sólo del municipio sino también de la zona. Ya que se va uno hasta allí, mejor aprovechar todo lo que se pueda.

Ayuntamiento y Oficina de Turismo de Comares

Si conoces mis post, vaya donde vaya, lo primero que hago al llegar es visitar la Oficina de Turismo local. Creo que hacen un trabajo estupendo que hay que salvaguardar. Nadie como ellos te van a explicar sobre mapa lo mejor del pueblo y te ayudarán a descubrir horarios, visitas y muchos más puntos de interés.

En este caso, la Oficina de Turismo está dentro del edificio del Ayuntamiento, en la Plaza Balcón de la Axarquía. Está abierta de lunes a viernes.

Allí te explicarán que hay rutas turísticas por el municipio los jueves y viernes a las 12 h (del medio día). Duran 1 hora aproximadamente y por 5€ visitas todo el pueblo. Estas tienen la salida desde este mismo punto.

Si quieres visitar el pueblo por ti mismo mantente bien atento a las huellas de cerámica que están repartidas por las calles. Sólo hay que seguirlas para construir una ruta propia de los puntos más turísticos.

Puerta de Málaga, uno de los lugares más bonitos que ver en Comares

puerta de malaga
Fuente: Bart / CC BY-NC 2.0

Toda villa que se precie tiene mínimo una puerta representativa por donde se accedía a la población ya que antiguamente estaban amuralladas para salvaguarda de la población. En Comares está aún en pie la Puerta de Málaga, la principal puerta de entrada y que da a la Plaza de la Villa. Esta, sumada a la puerta de Vélez Málaga o Agua, eran los únicos puntos por los que se podía entrar a la ciudad.

Bajo su arco tuvo lugar el acto de entrega de la localidad de Comares de parte de los moriscos a las fuerzas cristianas. Es de puro estilo mudéjar y actualmente está en perfecto estado de conservación. El arco central es realmente imponente y está presidido por un gran escudo de armas.

Es el mejor comienzo para tu visita por Comares.

Plaza Balcón de la Axarquía

que hacer comares malaga
Fuente: Bart / CC BY-NC 2.0

En la plaza principal de Comares se encuentra el punto de encuentro de visitantes y lugareños. El Balcón de la Axarquía es uno de esos miradores que bien merece la pena visitar para descubrir una estampa única de toda la zona este de la Axarquía, los Montes de Málaga, la Sierra de Tejeda e incluso, el mar.

Está construído sobre un mirador natural al que se ha sumado una bonita plaza con un techado de teja para resguardar del sol en las horas en las que aprieta.

Por supuesto, el mirador es de entrada y paso libre. El amanecer y el atardecer allí son realmente preciosos.

Calle del Perdón

A priori es una calle normal, típica de los pueblos blancos de la Axarquía. Lo que la hace diferente es el acontecimiento histórico después de la reconquista cristiana. Tras la rendición mozárabe, las 30 familias musulmanas que quedaron en el pueblo fueron bautizadas de forma conjunta en esta calle.

En aquel entonces, la calle fue renombrada como Calle del Perdón. Cada domingo y días festivos se recuerda este momento trascendental para la historia de Comares con 30 campanadas tras la misa mayor.

En la calle se encuentra un azulejo informativo (Hisn Comarix) que representa el citado momento con un texto explicativo y detallado para entender el contexto.

Castillo Baluarte La Tahona, imprescindible que ver en Comares

El punto clave de Comares y que no puede faltar en tu visita es el Castillo Baluarte La Tahona. Los restos de la fortificación árabe se encuentran en la parte alta de la localidad junto al cementerio. Son un reducto de la época y del largo asentamiento mulsulman que allí aconteció tan importante para el comercio y la proliferación de la población.

No queda mucho del Castillo pero sí se mantienen en pie las dos torres: Tahona grande y Tahona chica. Desde ellas se puede ver lo que aún se conserva de la muralla y hacerte una idea de la envergadura que tuvo en su momento.

El acceso es libre y lo mejor sin duda, son sus vistas sobre el Valle del río Vélez.

Camino de la Aguada

Descendiendo desde el Castillo se encuentra el Camino de la Aguada, un punto clave para entender la importancia del agua para la zona. Como bien principal para la agricultura, el agua era almacenada y conservada con sumo cuidado. Los mayores esfuerzos de las culturas romanas y mozárabes giraban en torno a este preciado bien.

Comares está enclavado en los Montes de Málaga y por lo tanto, rodeado de numerosos manantiales que se protegían en secreto. Día tras día, las mujeres bajaban por el Camino de la Aguada con sus cántaros para recoger el agua y subirla a las viviendas. En sus calles aún se percibe el desgaste de las piedras por el pesado paso de sus mujeres cargadas de agua.

De nuevo, un gran azulejo relata este histórico hecho que marcó la vida de sus habitantes.

Ruta de las Fuentes

Y como de agua va el asunto (y de su escasez), otra de las formas interesantes de descubrir Comares es a través de sus fuentes. Hay muchas, más de las que cabría imaginar. El objetivo al construirlas fue encauzar el agua proveniente de los manantiales de los Montes.

Las más representativas son la Fuente Gorda, Delgada, del Lavadero, La Teja, Sana – Pilarejo y la Fuente Mañuña.

Además, diversas rutas de senderismo (bicicleta o caballo) que salen desde el pueblo tienen el nombre de estas fuentes. Si eres amante de la naturaleza y del trekking, infórmate sobre estas rutas porque son muy interesantes y hay para todos los niveles.

Iglesia de Nuestra Señora de la Encarnación

Si viajas por los pueblos del sur y sobre todo, por los de Málaga, seguro que te llama la atención que muchas de sus Iglesias son en torno a Nuestra Señora de la Encarnación (incluyendo la Catedral de Málaga). Es una virgen muy venerada por aquellos lares (doy fe de ello, nunca mejor dicho. Mi segundo nombre como buena malagueña es Encarnación).

En Comares, la Iglesia de la Encarnación es la principal del pueblo. Fue construída en el s. XVI, en mayo de 1505 y posteriormente, se le añadió la capilla del Sagrario (con cúpula de yesería y estilo rococó) creando una estructura conjunta. Ubicada en la parte más  alta de la villa, se aprovechó el solar que ocupó la antigua mezquita árabe.

A pesar de ser una iglesia cristiana tiene mucha influencia mudéjar. Consta de tres naves, siete arcos apuntalados, cuatro pilares con resalto así como con un embovedado revestido de artesanado mudéjar. Además se le suma una torre campanario y un torreón camarín de forma octogonal añadido en el s. XVIII.

Situada en la calle Iglesia número 18, es de acceso gratuito en horario de culto.

Los Miradores: Mirador del Castillo y Turrión

Al estar en una parte elevada del terreno, Comares cuenta con diversos miradores desde los que contemplar todo el valle. Las vistas son realmente espectaculares y merece la pena ir a los diferentes miradores sobre todo el del Castillo (que arriba comentaba) y el de Turrión.

El Mirador Sur – Castillo está enfocado hacia la zona de los Montes de Málaga y la Sierra de Tejeda. El del Turrión en cambio te abre la vista hacia la Puerta de Málaga, el Valle de la Axarquía y más allá hasta el mar.

Personalmente siempre invito a pasear los miradores (ir andando) y sobre todo disfrutar en ellos los amaneceres y atardeceres.

Monumento al Fiestero

Este monumento, el Fiestero, es una estatua a tamaño natural que te encontrarás paseando por la Plaza de los Verdiales. Estos, los Verdiales, son el baile típico de los Montes de Málaga y la pandereta, es su instrumento representativo.

Cada año, en navidad, las Pandas de Verdiales salen a la calle (y no sólo en Comares sino por toda la provincia e incluso en Málaga capital) para representar los bailes y cantes típicos tradicionales malagueños.

*Aunque se relacione toda Andalucía con las Sevillanas y el Flamenco, la provincia de Málaga tiene su propio repertorio de bailes regionales. Los Verdiales y las Malagueñas son nuestra propia seña de identidad y en el colegio es lo que se aprende a bailar. Los trajes son de una belleza extraordinaria.

Arcos árabes en sus calles

Lo de visitar los arcos árabes en Comares no es algo a lo que tengas que ir expresamente. Caminando y paseando por sus calles te vas a topar con ellos. Están por todas partes y son una seña de identidad de la época mozárabe que se sigue conservando.

Sus empinadas calles son un auténtico tesoro. Los arcos musulmanes construídos en la época de mayor esplendor, durante el Califato de Córdoba, son sin duda, una de las marcas propias de Comares. Posteriormente y para seguir con esta tradición, se construyeron otros respetando el estilo original.

En tu paseo por el centro histórico irás descubriendo todos estos arcos que ver en Comares. Puedes ver la diferencia entre ellos e identificar cuáles son de la época más antigua y cuáles, edificados posteriormente.

Dónde comer en Comares: gastronomía típica

Tras este largo e interesante recorrido por Comares seguro, se te ha abierto el apetito. La gastronomía de la zona es muy rica y abundante. Como no podía ser de otra manera, las verduras tienen un papel fundamental en la dieta mediterránea y es que la agricultura sigue siendo la mayor actividad comercial de la zona. La ganadería sostiene y conforma un menú completo y muy variado de platos típicos.

Entre ellos no falta el chivo, el ajo colorao, la cazuela de patatas, el gazpacho, el ajoblanco (sopa fría de almendras y pan), el puchero y por supuesto, para picar, los archifamosos camperos (el bocadillo típico de Málaga hecho con pan de mollete).

En la plaza del pueblo se encuentra el Bar La Plaza con una amplia y variada carta muy típica de la zona (calle Balcón de la Axarquía).

Si prefieres comer con más calma en un bonito patio interior, el restaurante El Molino de los Abuelos es espectacular. Y por supuesto, el restaurante el Mirador de la Axarquía desde el que puedes comer disfrutando de unas vistas únicas sobre el Valle.

Eso sí, elijas el restaurante o bar que elijas, no puede faltar en tu pedido un vino de los Montes. Dulce, seco o moscatel es de los mejores vinos, con más cuerpo y sabor que vas a probar en la vida. No esperes lo típico de un vino blanco o tinto. Es algo totalmente diferente y realmente impresionante. Si lo pruebas, querrás llevarte una botella.

Mapa de qué ver en Comares

A continuación te dejo un mapa con todos los puntos de interés de este post bien marcados.

Este pueblo es un tesoro y como ves, hay mucho que ver y hacer en Comares. Además, alrededor encuentras otros pueblos y puntos muy interesantes como Frigiliana, Nerja o Torrox. Sin duda alguna, los pueblos de la Axarquía dan para mucho.

Si es tu primera vez en España, esta guía te será de gran ayuda para organizar tu viaje. Si te animas a visitar estos pueblos, me encantaría leerte en comentarios.

Picture of María Alcaraz

María Alcaraz

¡Hola! Soy María, redactora en este blog y autora de este post. Me apasiona viajar para descubrir cosas nuevas, leer, pintar... Soy del team té y cazo cafeterías bonitas.

↠ Reserva free tours y visitas guiadas en Civitatis o GetYourGuide. Siempre uso estas plataformas para consultar las actividades organizadas que hay en el destino.

↠ Para pagar con tarjeta en moneda extranjera o sacar dinero de cajeros, siempre uso esta tarjeta (hay planes gratuitos y de pago). ¡Es la que mejor funciona!

↠ Viajar con seguro de viaje a un destino en el que no cuentes con la sanidad cubierta es un básico. Consigue tu seguro un 5% más barato desde este enlace.

↠ Si quieres tener internet en tu destino desde que aterrizas y no quieres perder mucho tiempo, nada como esta eSIM. Usa el código «comeamaviaja» para un 5% de descuento.

↠ Consulta las ofertas de Booking, plataforma que siempre uso, ya que siempre encuentro muy buenas opciones gracias a su buscador con filtros.

↠ En los destinos en los que necesito alquilar coche, siempre consulto los buscadores de Discover Cars y Auto Europe. ¡Te los recomiendo!

↠ Si aún necesitas comprar los vuelos de tu viaje, no hay mejor buscador que Skyscanner (aunque siempre te recomiendo reservar el vuelo en la web de la compañía).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *